loader

Día intenso en Dublín abril 13, 2019

Hoy hemos pasado todo el día en Dublín. La ruta ha ido conforme a lo programado. Dublín, al contrario que otras capitales europeas, te permite ver muchas cosas a pie y lo hemos aprovechado. Hemos llegado a Dublín en DART, el tren de cercanías, y la primera parada ha sido en Grand Canal Dock, la zona de los muelles del río Liffey, rehabilitada hace unos años, en ella conviven casitas típicas de pescadores y estibadores con grandes edificios de oficinas como Google o Facebook, no en vano se le llama el Silicon Valley europeo. Hemos visitado los nuevos estudios Windmill Lane, donde U2 grabaron álbumes épicos como el Joshua Tree, ya que los originales, en los que se encontraba el Graffiti Wall, tributo espontáneo de los fans, fueron derruidos para dejar espacio a nueva zona residencial. La ruta ha continuado por orillas del Liffey, cruzando el Samuel Beckett Bridge, obra de un arquitecto que conocemos bien, Santiago Calatrava, para llegar a la emocionante escultura, recuerdo a la Hambruna derivada de la Crisis de la Patata del siglo XIX, el Famine Memorial. Desde allí hemos hablado sobre el alzamiento y la independencia, puesto que la Custom House, la aduana, fue quemada por el IRA en 1921, considerada un símbolo del dominio inglés. Siguiendo el Liffey hemos relacionado el viaje con el proyecto final del muro de graffiti, apreciando el espectacular mural de Bordalo II, una intervención urbana en forma de collage colosal hecha con objetos de desecho y graffiti. Tiempo libre en O’Connell Street y tras cruzar el Ha’Penny Bridge, puente de 1816 en el que los mercaderes tenían que pagar peaje de medio penique para poder cruzar el Liffey, momento friki en el planeta de los cómics, Forbidden Planet y visita al Temple Bar, parada en Hard Rock Cafe y “La Foto”, la que no puede faltar si visitas Dublín. Tras presentar el lunes de compras pasando por Grafton Street, hemos terminado la jornada visitando el prestigioso Trinity College, con partido de rugby incluido y visita a la sobrecogedora biblioteca que alberga el Book of Kells, manuscrito del año 800 y uno de los tesoros de Irlanda. Antes de coger el DART de vuelta a Dun Laoghaire hemos visitado la vivienda de Oscar Wilde y su original escultura en el parque Merrion Square. En definitiva, día intenso disfrutando del heterogéneo Dublín.

administrador

2020 • Colegio Nuestra Señora del Carmen de Bétera